Portal de blogs literarios, comunidad literaria, y foro literario - Libro de Arena
Conoce a gotesdepluja            0 libros en su biblioteca
     0 valoraciones      71 posts en su blog      Es lector de 0 grupos

gotesdepluja

Rere cada llàgrima del cel, neix una paraula per escriure dins del infinit


Artículos publicados: 71
 - 3 -  4 -  5 -  6 -  7 - 

Más allá que lejos..

Y es allí tan lejos, donde ni el infinito puede alcanzarme, en aquel lugar en el que la única sombra desdichada sea la mía. Es en aquel lugar donde lo único que existe soy yo, donde no hay nadie más que pueda hablarme ni mirarme. Donde mis labios se permanezcan sellados, donde puedo pasear desnuda sin vergüenza, sin ganas de desaparecer, de cambiar o de morir. Un lugar donde nadie és mejor que yo ni yo mejor que nadie, donde no deben elegir a quien prefieren, un lugar donde nunca tendré que soportar el verme descartada, donde todo será vació. Más allá, mucho más lejos que el infinito, donde solo existirán desiertos en los que abrasarme sin llegar nunca a desfallecer. Nadie podrá utilizarme, ni engañarme, ni odiarme ni necesitarme. Dejare atrás todo y permaneceré en aquel lugar eternamente, quieta, sin ningún deseo, sin ningún gesto, respirando y observando todo aquella soledad, esa soledad que no me hiere. Permaneceré en un sueño blanco e impuro en el que mí única pesadilla permanecerá lejos, muy lejos. Me esconderé en aquel lugar eterno para no volver a soñar mí peor sueño, para no volver a esa realidad que me hunde. Vergüenza, odio, despreció? Perdonadme pero antes que volver a sentirme un mísero y asqueroso ser, prefiero la soledad en un desierto, lejos, muy lejos, un desierto que me seque todos los tormentos, todas esas lluvias que mojaron durante mucho tiempo mi cuerpo.

Denunciar

Se marcha

Y poco a poco siento respirar con torpeza mi propia alma. Cada paso son inmensas distancias y mis brazos se endurecen y pesan, pesan tanto. Mi cuerpo parece más tenso, más duro. En mi garganta siento miles de puertas cerradas a cal y canto, sin dejar pasar ni una gota de aire. Mis pulmones parecen dos pequeñas y diminutas manchas, arrugadas, adormecidas. Todo mi cuerpo pesa y a la vez que pesado nervioso, todo mi cuerpo parece que llora por dentro. Se estremece con locura, con fuerza y con infinita bestialidad y en mi solo siento que mi alma se quiere ir de dentro, que algo empuja mis costillas, entorpece mi respiración. Algo de mí quiere marcharse a toda prisa, desesperadamente. No se que me pasa y toda yo quiere dejarse ir y parezco mi propia cárcel, mi propio error o obstáculo. Esta noche no recuerdo lo que he soñado y hace poco estudie que el inconciente guarda los sueños que a veces crees que no has tenido, de aquellos que no te acuerdas. Los encierra en lo más oscuro de tu cuerpo para que no te afecten por dolorosos que puedan haber sido. Yo no se que soñé esta noche, solo recuerdo haberme despertado un instante llorando y dormirme a la vez. Es lo único que ahora tengo dentro, unos llantos escondidos que por las noches se posan en mi almohada y que han sido descubiertos esta noche y hace mucho que estaban allí igual que ese pequeño ser, esa sensación, esas ansias que hay en algún rincón de mi misma que me empujan hacia fuera. Hay algo escondido tras mis sueños que quiere alejarse lo más rápido posible de mi interior. Mañana cuando suene el despertador notare de nuevo esa pequeñez en mi misma. Mañana mi cabello olerá a lágrima escondida.



Preparando el meme, no pienso decepcionarte Preludio!

Denunciar

Carta informativa

No pude traducir el texto porque el día se me a pasado y las ganas y voluntad flaquean.

Ahora tengo de hacer el MEME que me a otorgado Preludio. Pero tardare lo ´mio ya que no se como escribirlo ni como definir quien soy. No me gustaría definirme, me sentiría mal después y seguramente veríais una de las caras que odio más de mi misma.

No sera bonito, lo más seguro trágico y crítico pero aún así intentare que sea de vuestro agrado.

Quizás durante unos días falten mis letras pero no me marcho solo reflexionare y estudiare.

Hoy no puedo dejar este escrito con tan poco sentimiento, os dejo un texto de mi autor favorito, Jorge Bucay:

El buscador

Esta es la historia de un hombre al que yo definiría como un buscador...
Un buscador es alguien que busca; no necesariamente alguien que encuentra.
Tampoco es alguien que, necesariamente, sabe qué es lo que está buscando. Es simplemente alguien para quien su vida es una búsqueda.
Un día, el buscador sintió que debía ir hacia la ciudad de Kammir. Había aprendido a hacer caso riguroso de estas sensaciones que venían de un lugar desconocido de sí mismo. Así que lo dejó todo y partió.
Después de dos días de marcha por los polvorientos caminos, divisó, a lo lejos, Kammir, Un poco antes de llegar al pueblo, le llamó mucho la atención una colina a la derecha del sendero. Estaba tapizada de un verde maravilloso y había un montón de árboles, pájaros y flores encantadores. La rodeaba por completo una especie de pequeña valla de madera lustrada.
Una portezuela de bronce lo invitaba a entrar.
De pronto, sintió que olvidaba el pueblo y sucumbió ante la tentación de descansar por un momento en aquél lugar.
El buscador traspasó el portal y empezó a caminar lentamente entre las piedras blancas que estaban distribuidas como al azar, entre los árboles.
Dejó que sus ojos se posaran como mariposas en cada detalle de aquel paraíso multicolor.
Sus ojos eran los de un buscador, y quizá por eso descubrió aquella inscripción sobre una de las piedras:




Abdul Tareg, vivió 8 años, 6 meses, 2 semanas y 3 días



Se sobrecogió un poco al darse cuenta de que aquella piedra no era simplemente una piedra: era una lápida.
Sintió pena al pensar que un niño de tan corta edad estaba enterrado en aquel lugar.
Mirando a su alrededor, el hombre se dio cuenta de que la piedra de al lado también tenía una inscripción. Se acercó a leerla. Decía:




Yamir Kalib, vivió 5 años, 8 meses y 3 semanas



El buscador se sintió terriblemente conmocionado.
Aquel hermoso lugar era un cementerio, y cada piedra era una tumba.
Una por una, empezó a leer las lápidas.
Todas tenían inscripciones similares: un nombre y el tiempo de vida exacto del muerto.
Pero lo que lo conectó con el espanto fue comprobar que el que más tiempo había vivido sobrepasaba apenas los once años...
Embargado por un dolor terrible, se sentó y se puso a llorar.



El cuidador del cementerio pasaba por allí y se acercó.
Lo miró llorar durante un rato en silencio y luego le preguntó si lloraba por algún familiar.
-No, por ningún familiar ?dijo el buscador?. ¿Qué pasa en este pueblo? ¿Qué cosa tan terrible hay en esta ciudad? ¿Por qué hay tantos niños muertos enterrados en este lugar? ¿Cuál es la horrible maldición que pesa sobre esta gente, que les ha obligado a construir un cementerio de niños?
El anciano sonrió y dijo:
- Puede usted serenarse. No hay tal maldición. Lo que pasa es que aquí tenemos una vieja costumbre. Le contaré...:

?Cuando un joven cumple quince años, sus padres le regalan una libreta como esta que tengo aquí, para que se la cuelgue al cuello. Es tradición entre nosotros que, a partir de ese momento, cada vez que uno disfruta intensamente de algo, abre la libreta y anota en ella:



A la izquierda, qué fue lo disfrutado.
A la derecha, cuánto tiempo duró el gozo.



Conoció a su novia y se enamoró de ella. ¿Cuánto tiempo duró esa pasión enorme y el placer de conocerla? ¿Una semana? ¿Dos? ¿Tres semanas y media...?
Y después, la emoción del primer beso, el placer maravilloso del primer beso...¿Cuánto duró? ¿El minuto y medio del beso? ¿Dos días? ¿Una semana?
¿Y el embarazo y el nacimiento del primer hijo...?
¿Y la boda de los amigos?
¿Y el viaje más deseado?
¿Y el encuentro con el hermano que vuelve de un país lejano?
¿ Cuánto tiempo duró el disfrutar de estas situaciones?
¿Horas? ¿Días?



Así, vamos anotando en la libreta cada momento que disfrutamos... Cada momento.



Cuando alguien se muere, es nuestra costumbre abrir su libreta y sumar el tiempo de lo disfrutado para escribirlo sobre su tumba. Porque ese es para nosotros el único y verdadero tiempo vivido".

Denunciar

Sant Jordi

Mañana el mismo texto en castellano. Como no puedo mandarte una rosa ni un libro ya que desconozco tú dirección, te regalo este texto, Vagabunda y Preludio.

...

Somiaven tots els nens amb els ulls oberts, contemplant les paraules que naixien de la boca del seu avi. La Clara, la més petitona, semblava dibuixar dins seu la historia que com cada tarda explicava el seu avi. Els nets més grans de deu i onze anys deixaven el que estaven fent per seure prop i escoltar encara que fossin repetits, tots aquells viatges, lluites, aventures o acudits que els fascinaven dia rere dia.
Avui com a dia especial va explicar la historia que moltes vegades tots havien sentit però com a data que era, no podia evitar explicar. La historia de ?Sant Jordi?.
La historia d?un poble atemorit per un drac que, per no destruir la ciutat, cada mes s?emportava una de les dones del regne per devorar-la. Els ulls de la Clara i la Elisenda deixaven entreveure aquell xic de por innocent que carinyosament l?avi tranquil?litzava amb dolces carícies a cada una de les nenes. Tots asseguts amb les cames creuades atents, somrients davant de les veus dels personatges que imitava el seu avi, el millor del món. La olor ha xocolata i a tendresa es respirava dins d?aquella saleta. La imatge més dolça. Així era ell, era el primer Sant Jordi sense l?avia, però la historia de Sant Jordi es teixia dins dels caps de cada un dels nets, de les tres noies i els dos nois.
L?avi va aixecar-se lentament i va començar a imitar nombrosos moviments, cops, crits i altres escenes de l?aparició i lluitar d?un cavaller que, a l?últim moment va aparèixer da entre les muntanyes amb el sol rere el seu cavall. A travessant les flames, combatin la por i els ferotges rugits. Els seus moviments eren ràpids, tan eficients i nets que els nois es van quedar embadalits de la joventut, la força i la valentia que desprenia l?avi de dins seu en cada paraula i moviment. Semblava que totes les seves acciones sorgissin de dins seu, florint en tot ell. El cor del seu avi es deixava veure més enllà de la historia. Tots van aplaudir i eufòrics es van posar drets per, maldestrament, imitar aquell combat tan fascinant que havia representat. Les seves orelles es van fer sordes per un instant per contemplar-los en silenci a tots ells, el que més estimava en aquest món. Tots lluitaven contra el drac, rescataven la princesa i finalment la Clara, de cop i volta, marxa de la saleta i sortí al jardí. Tots la van seguir i l?avi amb passes més relaxades arribar al jardí on l?esperaven tots els seus nets amb una rosa a cada mà. Els ulls van començar a humitejar-se i els seus llavis dissimuladament van començar a tremolar. Amb un fil de veu va anunciar als nens que a la cuina els esperaven bombons i pastes dolces. Tots desaren les roses a un costat del jardí i quant ja van desaparèixer de davant de l?avi, ell va començar a plorar. Unes llàgrimes d?orgull i de satisfacció com las que va deixar caure un dia, un vint-i-tres d?abril. Va agenollar-se amb una mica de mala traça, va recollir les flors i sentin que els nens seguien distrets recordant l?escena de la flor, aquella flor que va néixer de la sang del drac, aquella flor que simbolitzava l?amor etern, aquell amor que podia superar qualsevol obstacle... Va dirigir-se a la petita caseta del jardí on sempre havia dit que guardava estris ja rovellats, cubells i estris que amb el temps mai es van llançar. Va obrir suaument la porta i un perfum dolç i meravellós el va fer sentir més lleuger. Davant d?ell salsava una immensa i antiga armadura platejada, amb incrustacions d?or. Una preciosa espasa y una llança gastada i trencada. Va fer una majestuosa reverencia i sota del casc brut i esquerdat, però igualment espectacular, va aparèixer una capsa de fusta amb petites marques i inscripcions d?una llengua antiga. Va tancar els ulls per uns segons i amb un gran sospir va obrir la tapeta i els seus ulls brillaren, el seu rostre s?ompli de color i el seu somriure es va tornar càlid i esplendorós m?entres a les seves mans reposava una preciosa rosa vermella, perfecta, pura, fins i tot semblava recent nascuda. Va acaricia els pètals amb una dolçor infinita, va besar-la amb amor. Els seus ulls s?enfonsaren dins de la vermellosa flor i va tornar a veure l?avia amb un vestit blau cel, igual que els seus ulls, cinturo de plata i diadema daurada, amb els seus cabell de color sorra moguts per el vent. Es va apropar a ella, la va abraçar i agenollant-se a terra amb gran respecte li va mostra la rosa que ella va agafar de les seves mans i acariciant-li la cara el va fer alçar i el va besar. Una rialla d?infant, cridanera i divertida es va deixar sentir rere la seva esquena i despertant de dins dels seus records es va gira per contemplar la seva neta Clara, amb els seus ulls blau cel encongits per el somriure burleta de com qui a descobert un secret i amb una gran abraçada va cridar somrient: -Ho sabia!- I agafats de la mà tornaren dins de casa, la Clara amb un secret que guardar i en Jordi, un sant per celebrar.

Denunciar

Dame tu mano

-Si me dieras la mano quizás continuaría luchando.
-No serviría de nada
-Eso aún no lo sabemos, quizás tu mano es lo único que necesito
-No lo creo, aún así seguirías perdida en ti misma
-Pero solo por probar, dame tú mano...
-No puedo
-Por qué no?
-Porque no lo soportaría
-El que? Que pasa?
-No soportaría ver que aún cogida de mí mano, tú no lo consiguieras?


Ella se acerco a él y le ofreció su mano. Él la miro con dolor sin poder ni siquiera mirarla a los ojos y los cerro.


Cuando los abrió ella ya no estaba y tras de él se oían esas inmensas olas chocando contra el acantilado? Ahora era él quien necesitaba que ella le diera la mano.

Denunciar

Pensaba, soñaba y volvía a soñar

Los ojos se le encogían bajo las sabanas y los parpados se cerraban, aunque ella no quería dormirse, quería seguir pensando. Siempre se sintió comprendida por la noche y la mente, esa que normalmente estaba ausente en las mañanas y las tardes, reflexionaba como nadie en los días más oscuros. Estaba acurrucada en el rincón de la cama apoyando la espalda en la pared. Siempre empezaba cuando ya estaba apunto de dormirse una lucha con las sabanas hasta liberar los dos pies. El frío se posaba en sus pies y los besaba. Después levantaba los brazos en alto y los estiraba por encima de la manta. Sentía la frescura del invierno en sus brazos y sus dos pequeños pies y su cuerpo escondido bajo la manta contrastaba el calor. A veces su mente imaginaba sombras o estrellas en el pasillo, abría la ventana y creía que la luna se acercaba sigilosa para espiarla, sin saber que en realidad era ella la espiada. Le encantaba la noche e imaginaba la calle vacía, acompañado por el viento al chocar con los bordes de la casa, conduciendo por todas partes. Pensaba en aquellos antiguos años, en todo lo que ha pasado y en lo que aún tenía que llegar. Pensaba en hijos, en ser más pequeña, en casarse, en verano y en invierno, en el mes de otoño, olor a churros, chocolate caliente y en las estrellas vistas des de una montaña en la que la luz impura de la ciudad tapara su majestuoso brillo. Pensaba en tantas cosas esa noche que se adormeció. Tenía tanto frío en las piernas y en los brazos que dormida, se volvió a esconder en la manta. Se durmió pensando en tantas cosas que soñó con todas ellas, que cuando llego su madre a despertarla el olor a tostadas y su hija durmiendo con una sonrisa en los labios. Le hizo pensar en las veces en las que ella de pequeña, soñó despierta, hasta dormirse de tanto soñar.

Denunciar

Tú y solo tú

Son tus ojos los que me encierran,
Son las cadenas de mi eterna soledad,
Son los guardianes que me observan,
Son las lágrimas de mi pesar.

Es tan dulce el saludo,
Es tan amargo el mirar,
Es tan agradable el nombrarte,
Es tan dañino el pensar.

La noche cada día es más fría,
La luna el eco de mi tristeza,
Las estrellas mis mensajeras,
Las lagrimas la tinta negra de mis poemas.

Solo siento días pesados,
Solo siento almas en pena,
Solo siento pasos cruzados,
Solo siento el morir de mis condenas.

Para que seguir escribiendo?
Para que estar lamentando?
Para que vivir muriendo?
Para que este sufrir tan amargo?

Forzare una sonrisa,
Forzare una mirada,
Forzare mis lágrimas,
a no derramarse por tú alma.

Denunciar

Dolor..

Estoy quieta, quieta ante tres muros que me rodean y una sola salida a mis espaldas, pero, no es una salida? porque el viene, el me ha acorralado y se acerca y estoy quieta esperando a lo inevitable, mirando al muro que hay ante mi.

No, no puedo escalarlo, es demasiado alto y todo esta demasiado oscuro.

Es triste pero no puedo hacer nada mas que mirar hacia el muro contemplando mi cautiverio y esperar a que suceda, si, a que llegue el?

Se que si gritara nadie me escucharía y que si intentara escapar me encontraría y entonces pienso que da igual, que para que correr si va a suceder igualmente.

Le oigo, no corre, no grita, pero, le imagino con una sonrisa aunque no me gire para contemplarlo, como una sombra negra con dientes muy blancos que brillan? y unos ojos llenos de picardía y de juego.

Sus pasos están mas cerca y mi corazón ya no late rápido por el cansancio de llevar corriendo durante horas, no, mi corazón late por esa presencia que se acerca y que imagino.

Le oigo cada vez mas, un paso lento pero firme como si solo fuera un simple señor que ha salido a pasear, pero no es un señor, no pasea, simplemente me busca? me tiene.

Esta detrás de mi, pero yo no grito, no lloro, no corro, no me giro. Me quedo alli, quieta, pero ahora no miro al muro, miro al suelo y a mis pies que con la inmensa oscuridad casi no me permite verlos.

Agacho mas la cabeza porque su cara esta mas cerca de mi y siento su aliento, ese aliento tan repugnante que calienta mi nuca y que va acelerando y me causa mas miedo y mas quietud.

Tenia que pasar, era cuestión de tiempo? lloro, rompo a llorar medio silenciosa intentando que no se note pero el de golpe se aparta, lo se, porque no siento ya su aliento en mi nuca, pero es mucho peor lo que oigo?

Oigo su risa intensa, malvada, su risa al verme resignada a el y entonces se acerca y me toca y mis ojos se cierran para intentar olvidar que el esta detrás de mi, que me esta agarrando, y los cierro cada vez mas fuerte, mas, mas? y entonces lo siento? un dolor intenso, pues ahora caen lagrimas de sangre de mis ojos, mis ojos estropeados se abren sin poder ver nada y alzo la cabeza?

Entonces es cuando sin ver nada me giro y el se queda quieto mirándome, porque no veo pero siento como me observa se acerca y me abraza con fuerza mientras se que me uno a el sin poder evitarlo, y entonces le digo?

- era inevitable? Dolor.

Denunciar
Artículos publicados: 71
 - 3 -  4 -  5 -  6 -  7 - 



Portal de blogs literarios, comunidad literaria, y foro literario - Libro de Arena

General 0 libros



Ayuda | Contacto | Condiciones de Uso | Política de Privacidad



2014 © librodearena.com