Portal de blogs literarios, comunidad literaria, y foro literario - Libro de Arena
Conoce a lainsulaeterea            184 libros en su biblioteca
     226 valoraciones      64 posts en su blog      Es lector de 0 grupos

La Ínsula Etérea

"Caer, levantarse, insistir, aprender"


El Haiku de las Palabras Perdidas

servido por  lainsulaeterea 09 abril 2012 14 comentarios

No sé si os habrá pasado a vosotros alguna vez lo que os voy a contar.


Estáis en la última página del libro que os encontráis leyendo. Alcanzas el último párrafo, te adentras en las frases que le dan forma y tus ojos se detienen en el último punto y final de la historia. Permaneces unos segundos ahí, pensativo, procesando la última información que ha llegado a tu cerebro, vislumbrando en tu cabeza la imagen con la que el autor pone el broche de oro a su novela... Y cuando cierras el libro y lo vuelves para mirar la portada, porque lo haces, piensas: Me gustaría ver una peli basada en esta historia... Esto mismo me ha ocurrido a mí con El Haiku de las Palabras Perdidas.


Ya sabéis que yo no soy muy dado a reseñar libros, que en estas arenas los hay mucho mejores que yo en estas lides, pero cuando lo he hecho ha sido porque, además de ser una obra que me ha gustado, creo que os puede hacer pasar un buen rato a muchos de los que os acercáis hasta esta ínsula.


Pues bien: Al lío.


El Haiku de las Palabras Perdidas son dos novelas al precio de una; son dos historias en paralelo y es una al mismo tiempo en dos tiempos distintos. Ambientada en el Japón de 1945, la primera nos acerca a una historia de amor latente y callado entre dos adolescentes que, cuando está a punto de alzar la voz, es silenciada por la barbarie y la destrucción de la guerra. El día en el que van a besarse por primera vez, cae en su ciudad la segunda de las bombas atómicas que colocarán para siempre en la historia de la vergüenza humana el nombre de Nagasaki. A partir de entonces, y a través de los ojos del joven Kazuo, emprenderemos una incansable búsqueda por encontrar a la bella Junko, su princesa, sin importarle las consecuencias.


Intercalada con la primera, la segunda historia transcurre en la actualidad, concretamente hace poco más de un año, en los días previos al gran desastre sísmico que provocó la muerte de miles de personas en Japón y arrasó la central nuclear de Fukusima, reabriendo así el eterno debate de la seguridad de este tipo de energía y las consecuencias de su uso para el planeta. Emilian, un brillante arquitecto especializado en el diseño de proyectos urbanísticos capaces de hacer sostenible las ventajas de la energía nuclear y la calidad de vida para las personas, ve cómo los proyectos profesionales y vitales a los que se ha dedicado en sus últimos años se vienen abajo. Aún descolocado y enfrentado con el mundo, conoce a una galerista japonesa, Mei, interesada en encontrar al primer amor de su abuela, superviviente de las bombas atómicas, antes de que esta fallezca. Sirviéndose de los conocimientos y los contactos de Emilian iniciarán una labor tan compleja como expuesta a no pocos peligros.


Se trata de una novela que ya desde su inicio captura tu atención como lector. La historia está bien estructurada, dándole a cada uno de los capítulos la extensión adecuada para no hacerlos demasiado pesados. La prosa de Andrés Pascual para este libro es de un estilo limpio, ameno y sencillo, lo que permite acceder a su lectura a toda clase de personas. El lenguaje no es rebuscado, utiliza muchos guiños a marcas de productos o temas musicales que ayudan a contextualizar mejor las tramas, los ambientes y las descripciones. No se trata de una novela exquisita desde el punto de vista puramente literario, ni el autor conseguirá nunca el Nobel por ella, pero creo que tampoco es, ni lo uno ni lo otro, la pretensión del autor. La intención parece estar más enfocada a una lectura agradable, sin complicaciones ni desafíos para el lector; divertimento en esencia. De lo mejor, los diálogos a lo largo de toda la novela. En su conjunto, son muy ágiles y creíbles.


Francis Ford Coppola dice de sus películas que todas deben poder ser definidas con una única palabra. Dice por ejemplo de "El Padrino" que la palabra que la explica es sucesión, porque lo verdaderamente importante, por encima de Don Vito o Michael Corleone, es la pervivencia de la familia. Pues bien, tomándome la licencia y pidiéndole disculpas anticipadas a Andrés por la osadía, yo me atrevería a decir que ésta novela quedaría resumida en la palabra esperanza, la esperanza que te permite vivir cuando todo lo que te rodea está muerto, cuando toda tu vida se desmorona, cuando la naturaleza nos arrebata con sus telúricas fuerzas todo aquello que amamos. Esa esperanza, depositada en un ideal o en un amor, nos libera de todos los bloqueos que nos impongan o que nosotros mismos colgamos de nuestro cuello como si de unos pesados grilletes se tratasen. Únicamente creyendo en ella, dando pasos por alcanzarla a pesar de las circunstancias adversas que el destino pueda depararle, el Hombre podrá podrá ser eternidad con una sonrisa en el alma y la serenidad en el gesto.


En resumen, se trata de una novela muy viva en su estructura y en el ritmo que el autor imprime a los sucesos que en ella tienen cabida. Por los paises en los que se desarrolla, por la sofisticación de los protagonistas de la actualidad, por el tratamiento fiel de los funestos efectos nucleares para ganar una guerra, por los bien pensados flash-back que nos ayudan a comprender la estrecha relación entre el ayer y el hoy, y por el enorme espíritu dinámico que envuelve de principio a fin a la historia, creo que posee las cualidades necesarias para augurarle un nada descabellado futuro en el cine de entretenimiento y hacer disfrutar al lector, que es lo que creo que Andrés Pascual persigue con El haiku de las palabras perdidas.

Denunciar

14 comentarios  -  Escribe aquí tu comentario

lo dijo WILLOW ♥ 09 abril 2012 | 12:20 PM

Muy buenas tarde mi querido Caballero...Samurai!!!!

Pero que gozada leerte de nuevo Zeru, que tus palabras, son mis versos, mi placer y mi sustento...ainssssss.
Que está de moda lo Japo, no hay la menor duda, que dentro de esta moda se puede una encontrar de todo, pues también, como en un mercadillo de saldos, lo que no quita que si una busca mucho, al final encuentre una auténtica joya...pero no siempre ocurre. Demasiados tópicos en relación al tema Japo, demasiado más de lo mismo y demasiada " occidentalización" de una cultura milenaria y que si bien debe avanzar con los tiempos, no siempre la fusion es lo que le conviene, como comerte un cocido madrileño en souflé y nitrógeno líquido sobre lecho de algas y alfalfa al aroma de castañas pilongas...que no hay quien se lo trague. Pero vamos, no he leído el libro, solo se lo que me han comentado, tendré que leerlo para opinar, y del autor se bien poco también, excepto su "conocimiento técnico" del Haiku, ejem ejem ( lo siento, me ha dado la tos al comerme una torrija ahumada con caviar ruso y morcilla de burgos, empapada en leche de camella viuda) pues eso, lo Japo bien tratado, bien tratado queda, leeré y luego reopinaré bien reopinado, por supuesto.

Una reseña-crítica, la mar de rebonica mi Caballero...y para vos un dulce beso. Muy dulce. Muaaaaaaaaaaaaaa

Denunciar

lo dijo Lyns 09 abril 2012 | 12:56 PM

HOla! Pues hace tiempo que tengo esta novela entre mis pendientes para leer y creo que no voy a tardar mucho ya en hincarle el diente porque, además, tu reseña es muy buena y la deja en muy buen lugar.
Un beso caballero.

Denunciar

lo dijo rosa-laura95 09 abril 2012 | 4:51 PM

No iba con intención de comprar un libro, pero, al pasar delante de la estantería, y ver la portada con ese título, me detuve a hojearlo y sin pensarlo dos veces, me lo traje conmigo.Ahora, espero a tener tiempo para leerlo.
Un saludo!

Denunciar

lo dijo princesalidia 09 abril 2012 | 10:00 PM

Hola Caballero,
Cuando acabo de leer un libro jamás he pensado en ver la película...
¿Soy rara?
Tengo libros pendientes, y a partir de hoy se le une este titulo.
Un besoooo

Denunciar

lo dijo EMMA 10 abril 2012 | 11:03 AM

Hola caballero, me alegra volver a verte ultimamente no he tenido mucho tiempo para nada, por ejemplo para leer, hace meses que no cojo un libro y tengo ya una lista enorme de los que me gustaria llegir. Anoto este tambien y espero poder comprarlo pronto, y leerlo en cuanto tenga tiempo.

besossss

Denunciar

lo dijo Aurea 11 abril 2012 | 1:03 PM

Casi no tengo tiempo para leer y demasiados libros pendientes, de momento no añado ninguno más pero lo tengo en cuenta.
Un beso

Denunciar

lo dijo voz_inaudible 12 abril 2012 | 7:05 AM

¡Buenas Caballero! Es un placer leerte, qué lindo, describes la intención del autor de una manera muy bella, noble, tierna. Me ha llamado mucho la atención... Es una de las maneras como siempre me ha gustado que escriban los autores, con sencillez, porque como dicen: En la sencillez esta la belleza. Me gusta que su gran ambición no sea utilizar un variado léxico, ni ganar un reconocimiento como un nobel, sino transmitir al lector lo que siente, que es para mi lo que hace un verdadero escritor. Te felicito por describirlo de esa manera, eres un gran lector. Ni el dinero ni la fama podrán comprar jamás la satisfacción personal. Nos seguimos leyendo. Besos.

Denunciar

lo dijo rompetejas 12 abril 2012 | 3:35 PM

¡Hola, compañero!
Mucho tiempo ha pasado sin leerte, y lo siento un montón, pero LDA me la tiene jurada: no puedo entrar en casi ningún blog, y lo mejor de todo, es que muchas veces ni siquiera me deja abrir el mío.
Me ha encantado el resumen que has hecho de este libro. Eso es algo que yo no sé hacer de ninguna manera sin contar más de la cuenta, jejeje pero tú has sabido transmitir las ganas de leerlo, Me lo apunto para pedirlo en la biblioteca (maldita crisis que no da cuartel para comprar un miserable libro), ya que la mísera pensión que tengo no da para "pequeños lujos".
Un fuerte abrazo, amigo. Ah, ¡y aupa Athlétic!

Denunciar

lo dijo maparo55 15 abril 2012 | 8:50 AM

No conozco a Pascual, pero la excelente reseña que haces de su libro, gana el interés por tenerlo entre las manos y leerlo. Las historias de amor son eternas, no importa si son viejas o nuevas, el amor es intemporal. Gracias por la recomendación, amigo.

Denunciar

lo dijo genuviev 15 abril 2012 | 9:27 AM

Que oportuna reseña Caballero! En 15 días celebramos Sant Jordi y me ahorras mucho trabajo con esta bonita reseña....me lo voy a autorregalar !! Ja, ja, bueeeeno ,quizás a cambio de una rosa lo regalo a alguien también...un beso.

Denunciar

lo dijo Luciana 20 abril 2012 | 7:49 PM

Trataré de conseguirlo caballero, pues me gusta mucho todo lo que cuentas en este post, así que mi próxima compra ya tiene título.
Un beso y gracias por compartir tus lecturas.

Denunciar

lo dijo joan 28 abril 2012 | 9:07 AM

la estructura, tal como la explicas al menos lo parece, es filmica. no me extraña pues que veas en ella (la novela) una adaptacion a la pantalla grande -nunca mejor dicho dado la avalancha de pantallicas chichas-
sigue explicando tus lecturas, lo haces de manera amena

Denunciar

lo dijo abuela normanda 28 abril 2012 | 2:19 PM

Si veo una película no leo el libro o a la inversa. Menos mal que leí el libro El niño del traje de rayas antes de ver la película, porque me habría perdido la diferencia que hay del libro a la película, que fue un royo, nada tenía que ver con el libro.
Ha ce mucho que no sabía de tí, besitos
´´Ultimamente no se refeleja en mi blog lo que escribís algunos de vosotros, y no se porqué. Si entro es porque os busco cuando os recuerdo.

Denunciar

lo dijo dawn 01 septiembre 2013 | 1:45 PM

me has movido la curiosidad.
y ... mira te dejo un haiku en mi casa,
un beso

Denunciar

(*) Campos Obligatorios. La dirección de correo no aparecerá publicada.


Portal de blogs literarios, comunidad literaria, y foro literario - Libro de Arena

General 178 libros

LITERATURA JAPONESA 6 libros



Ayuda | Contacto | Condiciones de Uso | Política de Privacidad



2014 © librodearena.com